Deportes

Una Copa América enredada hasta el final

Por ahora, el avión de la Conmebol está detenido y todo apunta a que la Copa América se disputará en Brasil.

En Colombia las condiciones eran propicias para que se retirara la sede, al punto que hasta el momento no se ha logrado culminar el torneo doméstico debido a la violencia que se ha generado en medio del paro nacional.

Los hinchas dejaron de ser hinchas y algunas barras se han organizado con la premisa “En Colombia no se juega fútbol”. En un país donde fue asesinado Andrés Escobar diez días después de un autogol en el Mundial Estados Unidos 1994, dejó de importarle el futbol para pensar en la salud y la desigualdad social.

Con Colombia descartada como sede, quedó Argentina como único organizador.

Al final, todo concluyó con el agradecimiento al gobierno argentino y al presidente de la federación de fútbol argentino, por los grandes esfuerzos para intentar realizar la Copa America, asegurando que habrá nuevas ocasiones para llevar adelante proyectos.

“El gobierno argentino se sacó un gran peso. La situación sanitaria no es la mejor y a pesar de los estrictos protocolos exigidos, se decidió priorizar la salud no tanto por el riesgo de un alto índice de contagios sino dando un mensaje claro a la ciudadanía que está envuelta en una gran polémica nacional con respecto a la educación entre las clases presenciales o virtuales”, aseguró el periodista Alfredo Bendeck desde Argentina en una conversación sostenida con PRENSA NEWS.

Bendeck explica que en el país de Diego Armando Maradona, el público en general no tenía conocimiento de la realización del torneo y al enterarse, un alto porcentaje no estaba de acuerdo de que se realice en suelo Argentino ante la situación.

“En estos momentos se están definiendo las instancias finales del torneo argentino y la Copa América no era tema principal del ciudadano ni de los medios en general”, señaló.

El Covid-19, por lo tanto, cerró la puerta para que Argentina sea anfitrión de esta edición de la Copa. En el país en donde el fútbol es la única religión que no tiene ateos tampoco se jugará el certamen ni si se levanta nuevamente la mano de “D10S”.

Con la imposibilidad de Colombia y Argentina, la tendencia en redes y algunos medios de comunicación fue pensar inmediatamente en Estados Unidos.

El avance en la campaña de vacunación y con la presencia de público en la liga de fútbol MLS, la hace una opción atractiva, pero es poco viable.

Los futbolistas estarían obligados a realizar el proceso de visas, debido a que la mayoría poseen documentos de turistas y en esta ocasión necesitarían una visa de trabajo, lo que complica la logística de la Copa América en ese país. Sumado, además de ya ser la sede de Copa Oro.

Bienvenida la Copa a Brasil

En medio de la polémica el gobierno de Brasil confirmó que la Copa América se realizaría en el territorio.

Según Luiz Ramos, ministro principal de la Casa Civil de la Presidencia es coherente jugar la Copa América en Brasil puesto que ya se han disputado partidos de Copa Libertadores, Copa Sudamericana y del torneo local.

Por otra parte, la oposición política argumenta ante la Corte Suprema que la situación sanitaria no permite la realización del certamen. En respuesta, el presidente Jair Bolsonaro anuncia que en lo que respecta al gobierno federal, se realizará la celebración.

Y el pueblo brasileño también tiene opiniones divididas. Algunos habitantes de Sao Paulo lo manifestaron de la siguiente manera para las redes sociales de PRENSA NEWS.

“Bueno, yo estoy en contra de cualquier tipo de evento ante la situación actual en la que se encuentra Brasil, pero después que todo esto pase, creo que sería bueno para la economía”.

“Con relación a la realización del evento Copa América aquí en Brasil, pudimos percibir que pasamos un final de semana con muchas manifestaciones en el país entero y las personas usando tapabocas en multitud sin ningún problema. ¿Cómo vamos a impedir a los personas ahora realizar su profesión, realizar actividad física, realizar deporte, si el deporte es vida, si el deporte es salud. Además, esos equipos profesionales y eventos deportivos tienen protocolos de seguridad y mucho más responsabilidades que millares de personas amontonadas en la calle. Vamos a dejar al personal trabajar y el deporte acontecer.”

“No estoy a favor de la copa América que se haga en Brasil de acuerdo a la situación que estamos viviendo no es posible que nuestros dirigentes estén preocupados pensando en una Copa América con gente muriendo debido al covid y a otras enfermedades por no tener cupo en los hospitales, mientras nuestros gobernantes están pensando en fútbol, pero no van a tener público, maravilloso. No y no estoy de acuerdo”

“No estoy de acuerdo. En mi opinión, el país tiene que enfocarse en las vacunas, vacunar al pueblo y solo después de eso, pensar en un evento en masa y no colocar la población en riesgo”.

Así las cosas, oficialmente el país que ha conquistado nueve Copas América y cinco Mundiales, albergará los encuentros en el Mané Garrincha de Brasilia, Maracaná en Río de Janeiro, Arena Pantanal en Cuiabá y el estadio Olímpico Pedro Ludovico Texeira en Goiania. Siempre y cuando nada extraordinario ocurra a una semana de rodar el balón en la tierra de Pelé.

Por: Mary Sánchez

Traducción: Sandra Escudero

editor Editor
Sorry! The Author has not filled his profile.
×
editor Editor
Sorry! The Author has not filled his profile.
Latest Posts