DestacadosLocales

Noche de terror a las afueras del Romelio Martínez: caos, gases y cargas policiales

La calle 72 de Barranquilla se convirtió en un escenario campal entre los manifestantes que se oponían a la realización del partido de fútbol Junior-River y las fuerzas policiales.

Los hechos desencadenaron una auténtica noche de terror en esa zona. El servicio de Transmetro quedó suspendido en medio de las cruentas cargas policiales y la respuesta de los manifestantes.

Con piedras, bombas molotov, gases lacrimógenos y desmanes en locales comerciales, este punto, uno de los más representativos de la capital del Atlántico pasó a referenciarse como otro violento episodio del paro nacional.

A pesar de los hechos en la calle 72, el encuentro futbolístico se realizó en medio de una tensa normalidad interrumpida, por ejemplo, en el minuto 23 del juego debido a la presencia constante de gases lacrimógenos alrededor del escenario deportivo. Las descargas policiales, incluso, se escucharon durante los actos protocolarios del partido.

editor Editor
Sorry! The Author has not filled his profile.
×
editor Editor
Sorry! The Author has not filled his profile.
Latest Posts