Cultura

Los trámites para repatriar el cadáver del acordeonero Ramiro Colmenares

Luego de ser encontrado muerto en un hospedaje de Encarnación (Paraguay), comenzaron los trámites para repatriar el cadáver de Ramiro Colmenares, reconocido acordeonero colombiano.

El músico que, al parecer, falleció de mientras dormía, permanece este domingo en Asunción, esperando los trámites para su repatriación, informaron este domingo allegados al artista.

Colmenares, de 65 años, participaba en una gira por Paraguay con su agrupación musical y fue hallado sin vida el sábado en el lugar donde se hospedaba en Encarnación, la capital del departamento de Itapúa (sur), en la frontera con Argentina.

“Hoy (sábado), a las 8 de la mañana, Ramiro no se había despertado y eso fue extraño. Llegué a su habitación y estaba boca abajo; lo llamé, no respondió y lo toqué y lo sentí frío. Enseguida llamé a la gente y pedimos auxilio; llegaron los médicos y se confirmó su muerte”, explicó su mánager, Abimael Iguarán.

El músico se preparaba para comenzar en la noche del sábado una gira de conciertos que lo llevaría también durante los próximos dos meses a Argentina y Brasil, dijo a Efe el director general de la empresa Jaguareté Producciones, Fredon Alonzo.

El empresario describió al artista como un “hombre muy alegre, muy simpático”.

Fredon Alonzo también reveló que el cadáver del músico bumangués fue trasladado el mismo sábado por vía terrestre hasta la capital paraguaya, Asunción, a unos 350 kilómetros de Encarnación.

El cuerpo del músico fue llevado inicialmente a la sede del Grupo San Jorge, de Encarnación, y de ahí a una funeraria en Asunción.

El artista es recordado por los éxitos ‘El santo cachón’ y ‘Se le moja la canoa’ que catapultaron a la fama al conjunto musical “Los Embajadores Vallenatos”, que Colmenares creó junto al vocalista Robinson Damián.

Llegó a Paraguay junto al cantante David Cuadros y al mánager Abimael Iguarán, del conjunto vallenato “La gente de Pedro Muriel” .