DestacadosLocales

El incumplimiento de Invías en el estudio portuario en Barranquilla

A corte de 2020 y luego de casi tres años adjudicado el contrato entre el Instituto Nacional de Vías, -INVÍAS- y el Consorcio Estudio Canal de Barranquilla que buscaba mejorar el puerto local de la ciudad, no ha mostrado los resultados esperados y ha ido prórroga tras prórroga.

Inicialmente, la entrega del contrato fue en Julio de 2017, por un valor de $4.250.000.000, exactamente para realizar estudios y diseños de mejoramiento en la infraestructura y navegación del canal de acceso al Puerto de Barranquilla.

En los primeros meses del año 2020, luego de siete prórrogas, el contrato que se tenía previsto realizarse en un lapso de seis meses, sumaba $1.849.000.000, lo que representa un aumento porcentual del 43,5. En resumidas palabras, el costo del contrato, había llegado a los $6.099.000.000.

La queja de los gremios del sector portuario de la ciudad, es que los informes entregados sobre el estudio del puerto no llenan sus expectativas, ya que mucha de la información es incompletos y no sustenta que se estuvieran llevando a cabo los términos contractuales.

Adicional al objeto del contrato, los resultados del estudio se tomarían como insumo para la Asociación Publico Privada, -APP- del Río Magdalena, que se encuentra en estructuración de la etapa de factibilidad por parte de la Agencia Nacional de Infraestructura, -ANI-.

De acuerdo con la informa expuesta en el informe del periodista José Granados, de Emisora Atlántico, la organización Asoportuaria, estaría advirtiendo del riesgo futuro de la zona portuaria de Barranquilla a INVÍAS, y a la APP le aconsejan no tomar los resultados de dicha consultoría, pues, “no lo ven oportuno ni recomendable”.

Para termino de males del gremio portuario, las conclusiones encontradas en el estudio, basadas en “información incompleta”, consideran, según el informe del periodista Granados, que: “(…) el consorcio “con poco soporte” le puso la lápida a Barranquilla al momento de competir con puertos vecinos por la carga que proviene del interior del país; y rechaza que el contratista concluya que es difícil que se convierta en un centro de distribución logística”.

“No comparte que el consultor le reste posibilidades a la zona portuaria local en la exportación del carbón proveniente del interior del país, actividad es muy diferente a la explotación en La Guajira y el Cesar que exportan por Ciénaga”.

“En materia de navegación, Asoportuaria considera equivocada la propuesta sobre lo que sería el buque de diseño, es decir la modelación del buque de mayor tamaño que podría llegar al puerto, porque utilizaron un calado menor a los que han fijado la Dimar y Cormagdalena, de 10,50 y 10,20 metros, respectivamente”, son parte de las conclusiones que se pueden leer en el informe de José Granados, de Emisora Atlántico.

El contratista, que hasta la fecha de marzo no había recibido ningún tipo de sanción por parte de Invías, por su evidente retraso, llevó el contrato de 6 a 35 meses, donde no se realizaron las reuniones mensuales estipuladas con los gremios de Barranquilla y mucho menos los informes mensuales sobre el avance del trabajo.

En su informe, el periodista finaliza con el pronunciamiento de un experto consultor portuario, quien cataloga el estudio como una vergüenza y además sostuvo que “con algo tan mediocre, esto no es cumplirles a Barranquilla ni al departamento del Atlántico, más bien es burlarse y poner en riesgo el futuro portuario local. Decir que lo van a usar para la APP es un desafuero”.

Por: Adriana Ricardo

editor Editor
Sorry! The Author has not filled his profile.
×
editor Editor
Sorry! The Author has not filled his profile.
Latest Posts